Receta original Árabe – Paté de berenjena

Hoy vamos a preparar un riquísimo y saludable paté de berenjenas. Llamado también Baba Ganoush o Mutabal en Egipto y otros países árabes, esta deliciosa receta se sirve como aperitivo principal y aporta a la comida potasio a la par que fósforo, calcio, magnesio y hierro. Contiene además vitaminas A, B1, B2, B3, C y folatos muy beneficiosas para la salud, y ya sabemos que es una de las cosas más importantes en la vida. 

Paté de berenjenas árabe

Para preparar nuestro original paté de berenjena necesitaremos los siguientes ingredientes:

  • 2 berenjenas
  • 1 o 2 dientes de ajo
  • 1 cucharadita de comino molido
  • 3 cucharadas de tahini (o sésamo molido)
  • 1 cucharadita de sal
  • Zumo de medio limón
  • Aceite de oliva virgen extra
  • Pimentón
  • Bastoncillos de zanahoria, pan de pita o algún crudité de verdura para el acompañamiento

Para elaborar nuestra receta seguiremos los siguientes pasos:

Empezaremos horneando nuestras 2 berenjenas previamente cortadas por la mitad durante 30 minutos aproximadamente. ¡¡Truco!! Si no tenéis tiempo antes de que lleguen los invitados, otra opción más rápida es hacerles cortes por la parte interior y meter las mitades en el microondas durante 10-12 minutos a máxima potencia.

Una vez se enfríen un poco, retiramos la carne del interior y la introducimos en nuestra batidora (desde Electrocosto te recomendamos una como ésta) añadiendo también el ajo, una cuchara de aceite, la sal, el comino y tres cucharadas de tahini ( o si no tenemos o no lo encontramos, podemos machacar algo de sésamo ya tostado, con un poquito de aceite de oliva para conseguir esta pasta). 

Una vez puesto todo en nuestra picadora, trituramos para que quede una crema lo más homogénea posible y la dejamos enfriar con un papel film en nuestro frigorífico. En este punto solo queda dar un par de retoques, añadiéndole un poco de pimentón, dulce o picante según nos guste, y un chorrito de aceite de oliva.

Con esto tendremos nuestro delicioso paté de berenjena ya terminado y listo para dejar con la boca abierta a nuestros invitados. Recordad que podemos acompañarlo de crudités como bastoncillos de zanahoria o pan de pita. Cualquier opción que se nos ocurra combinará perfectamente con nuestra receta.

¡Buen provecho!

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *